¿Qué aprendí de mi padre?

elblogdeniury

Graziella Pogolotti

Tomado de  http://www.juventudrebelde.cupadre-abrazando-bebe

No es fácil cargar con un apellido. Nunca tuve habilidades para el dibujo y en la escuela me reprochaban esa incapacidad por mi condición de hija de pintor. Intelectual entrenado en el estudio desde edad temprana, parecía conocerlo todo. Su extenso saber, que incluía una formación científica adquirida en su inconclusa carrera de ingeniería, me abrumaba. Ante una duda, yo prefería buscar otro interlocutor. Como me gustaba ir a la escuela, no tenía empacho en afirmar que no entendía esa inclinación, puesto que él se escapaba siempre que se le presentaba la oportunidad de hacerlo. Nunca le mostré algún texto que hubiera escrito, porque lo más difícil de sobrellevar era cuando desplegaba su autoritarismo creyendo cumplir su función paterna. Mi reacción fue la rebeldía, junto a una reafirmación de mi independencia personal. Fracasó en sus intentos pedagógicos conscientes, pero la vida me demostró el…

Ver la entrada original 749 palabras más

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s