Archivo de la etiqueta: Libia

Reflexiones de Fidel: Cinismo genocida (Primera parte)

Ninguna persona cuerda, especialmente aquellos que tuvieron acceso a los conocimientos elementales que se adquieren en una escuela primaria, estaría de acuerdo con que nuestra especie, de modo particular los que son niños, adolescentes o jóvenes, sean privados hoy, mañana y para siempre del derecho a vivir. Jamás los seres humanos a lo largo de su azarosa historia, como personas dotadas de inteligencia, conocieron experiencia semejante.

Me siento en el deber de transmitir a aquellos que se toman la molestia de leer estas reflexiones, el criterio de que todos, sin excepción, estamos en la obligación de crear conciencia sobre los riesgos que la humanidad está corriendo de forma inexorable, hacia una catástrofe definitiva y total como consecuencia de las decisiones irresponsables de políticos a quienes el azar, más que el talento o el mérito, puso en sus manos el destino de la humanidad.

Sean o no los ciudadanos de su país, portadores de una creencia religiosa o escépticos con relación al tema, ningún ser humano en su sano juicio estaría de acuerdo con que sus hijos, o familiares más allegados, perezcan de forma abrupta o víctimas de atroces y torturantes sufrimientos.

Tras los crímenes repugnantes que con frecuencia creciente viene cometiendo la Organización del Tratado del Atlántico Norte, bajo la égida de Estados Unidos y los países más ricos de Europa, la atención mundial se concentró en la reunión del G-20, donde se debía analizar la profunda crisis económica que afecta hoy a todas las naciones. La opinión internacional, y particularmente la europea, esperaban respuesta a la profunda crisis económica que con sus profundas implicaciones sociales, e incluso climáticas, amenazan a todos los habitantes del planeta. En esa reunión se decidía si el euro podía mantenerse como la moneda común de la mayor parte de Europa, e incluso si algunos países podrían permanecer dentro de la comunidad.

No hubo respuesta ni solución alguna para los problemas más serios de la economía mundial a pesar de los esfuerzos de China, Rusia, Indonesia, Sudáfrica, Brasil, Argentina y otros de economía emergente, deseosos de cooperar con el resto del mundo en la búsqueda de soluciones a los graves problemas económicos que le afectan.
Sigue leyendo

El mundo va por caminos muy peligrosos

Por Elsa Claro

GuerraMe pregunto si la OTAN va a bombardear Atenas, Madrid o Lisboa y Dublín. Si el malestar popular generalizado disculpa operaciones de castigo, será menester tirarles con todo a estos países y también a Hungría, uno de los primeros en llegar a estado de quiebra, a Lituania y sus vecinos o, en fin, decidir que una guerra tan global como la crisis económica, solucione problemas que no están donde los buscan.

Palizas y detenciones hay en cada uno de estos sitios, con sus más y sus menos, pues no a todos sirve la misma talla. Pero hay manifestaciones, incluso en Estados Unidos, donde pese a la adormidera comercial que la impactante propaganda suministra, muchos jóvenes se han movilizado.

Quizás se deban tirar bombas en París o Roma, donde también existen motivos de descontento y unos los expresan o no, pero ni siquiera Nostradamus sería capaz de vaticinar hasta cuándo dura la capacidad de aguante de tanta gente que va a pie mientras por su lado pasan autos de 4 metros de largo. Es un decir, por supuesto.

Ya dije, desde temprano, que Muamar Gadafi no es santo de mi devoción. Pese a ello tiene los mismos derechos que se le otorgaron a los peores nazi-fascistas. Acaban de condenar y liberar en un acto que parece propio de circo barato, a uno de ellos en Alemania, casi nonagenario y participante, hace 60 años, del genocidio de unas 30 mil personas.

¿Por qué a monstruo de este tamaño se le otorga el derecho a contar con defensores y tribunal, y se le niega a un jefe de Estado con el cual Occidente hizo negocios hace poquito y se dieron sonoros besos con él?

Cazar a bombazos a un individuo, haciendo pagar en el intento a miles de personas inocentes y destruyendo su patrimonio nacional, no es de locos, sino de salvajes desenfrenados. Si se les permite, ¿qué harán después? Sabido que cuanto se violan los valladares que la ley impone, justo como actos de civilidad y contención a lo peorcito que muchos tienen dentro, el tablón se sube y después sobreviene algo más grave.

Sigue leyendo

Un fuego que puede quemar a todos

Reflexiones de FidelSe puede estar o no de acuerdo con las ideas políticas de Gaddafi, pero la existencia de Libia como Estado independiente y miembro de las Naciones Unidas nadie tiene derecho a cuestionarlo.

Todavía el mundo no ha llegado a lo que, desde mi punto de vista, constituye hoy una cuestión elemental  para la supervivencia de nuestra especie: el acceso de todos los pueblos a los recursos materiales de este planeta. No existe otro en el Sistema Solar que posea las más elementales condiciones de la vida que conocemos.

Los propios Estados Unidos  trataron siempre de ser un crisol de todas las razas, todos los credos y todas las naciones: blancas, negras, amarillas, indias y mestizas, sin otras diferencias que no fuesen las de amos y esclavos, ricos y pobres; pero todo dentro de los límites de la frontera: al norte, Canadá; al sur, México; al este, el Atlántico y al oeste, el Pacífico. Alaska, Puerto Rico y Hawai eran simples accidentes históricos.

Lo complicado del asunto es que no se trata de un noble deseo de los que luchan por un mundo mejor, lo cual es tan digno de respeto como las creencias religiosas de los pueblos. Bastarían unos cuantos tipos de isótopos radiactivos que emanaran del uranio enriquecido consumido por las plantas electronucleares en cantidades relativamente pequeñas ─ya que no existen en la naturaleza─ para poner fin a la frágil existencia de nuestra especie. Mantener esos residuos en volúmenes crecientes, bajo sarcófagos de hormigón y acero, es uno de los mayores desafíos de la tecnología.

Hechos como el accidente de Chernóbil o el terremoto de Japón han puesto en evidencia esos mortales riesgos.

El tema que deseo abordar hoy no es ese, sino el asombro con que observé ayer, a través del programa Dossier de Walter Martínez, en la televisión venezolana, las imágenes fílmicas de la reunión entre el jefe del Departamento de Defensa, Robert Gates, y el Ministro de Defensa del Reino Unido, Liam Fox, que visitó Estados Unidos para discutir la criminal guerra desatada por la OTAN contra Libia. Era algo difícil de creer, el Ministro inglés ganó el “Oscar”; era un manojo de nervios, estaba tenso, hablaba como un loco, daba la impresión de que escupía las palabras.

Desde luego, primero llegó a la entrada de El Pentágono donde Gates lo esperaba sonriente. Las banderas de ambos países, la del antiguo imperio colonial británico y la de su hijastro, el imperio de Estados Unidos, flameaban en lo alto de ambos lados mientras se entonaban los himnos. La mano derecha sobre el pecho, el saludo militar riguroso y solemne de la ceremonia del país huésped. Fue el acto inicial. Penetraron después los dos ministros en el edificio norteamericano de la Defensa. Se supone que hablaron largamente por las imágenes que vi cuando regresaban cada uno con un discurso en sus manos, sin dudas, previamente elaborado.

Sigue leyendo

Tribulaciones libias

Por Juan Gelman

rebeldes libiosLa oposición a Gadafi está pasando malos momentos pese a los bombardeos. Por su parte, la Casa Blanca y la OTAN no están libres de preocupaciones: se ha descubierto que en las filas rebeldes hay elementos de Al Qaida. Así lo admitió el almirante James Stavridis, jefe de las operaciones conjuntas en Libia, aunque subrayó que “la conducción está integrada por gente responsable” (//washingtonexaminer.com, 29-2-11). Se refería, sin duda, al primer ministro del Consejo Libio de Transición, Mahmoud Jibril, ex mano derecha del dictador y ex director de la Junta Nacional de Desarrollo Económico desde 2007, que impulsó la inversión extranjera -en particular de capitales estadounidenses y británicos- y las privatizaciones en el país africano. Parece que hace apenas unas semanas descubrió que Gadafi es un tirano de la peor especie.

Jibril, doctorado en la Universidad de Pittsburgh, resulta desde luego muy confiable para los intereses petroleros foráneos. No es el único: Ali Tahroumi, ministro de Finanzas del gobierno provisional y encargado de los asuntos relativos al oro negro, volvió a Libia hace un mes tras 35 años de exilio procedente de EE.UU., donde ocupaba una cátedra de la Universidad de Washington. Hay más gente responsable.

Galifa Hifter, ex coronel del ejército, fue designado jefe militar de los rebeldes. Regresó de EE.UU. después de 20 años de ausencia; encabeza el llamado Ejército Libio Nacional, un grupo opositor con asiento en Virginia, y se sospecha que es un “agente dormido” de la CIA (www.mcclatchydc.com, 26-3-11). Los tres son apenas algunas piezas de la oposición, un mosaico variopinto que no mucho tiene que ver con los centenares de miles de libios que empezaron a salir a la calle a mediados de febrero, hartos ya del déspota.

Sigue leyendo

ONU: un arma mortal al servicio del imperio

Miguel D'EscotoEl ex canciller nicaragüense y designado ahora como representante de Libia ante la ONU, Miguel D’Escoto, afirmó hoy que Naciones Unidas «se ha convertido en un arma mortal al servicio del imperio (Estados Unidos)».

Hay que recuperarla, porque si muere no vuelve a nacer, advirtió quien fue presidente del 63 período de sesiones de la Asamblea General del organismo mundial (2008-2009).

En una entrevista con Prensa Latina en Nueva York, el también sacerdote católico sostuvo que en estos momentos la ONU es una organización disfuncional, incapaz de cumplir con los objetivos para los cuales fue creada.

D’Escoto lanzó duras críticas contra el actual secretario general de Naciones Unidas, Ban Ki-moon, a quien denunció por «haber traicionado la Carta» de la ONU.

En ese sentido no descartó la existencia de una coordinación entre el responsable de la organización y el país anfitrión (Estados Unidos) para evitar la entrada del ex canciller libio, Alí Treki, en territorio norteamericano.

Ese diplomático, quien presidió la Asamblea General hasta septiembre pasado, fue nombrado hace dos semanas por el gobierno del líder libio, Muamar el Gadafi, como representante del Estado árabe ante la ONU, pero no recibió la visa para viajar a Nueva York.

No sé hasta dónde Ban Ki-moon se esforzó con respecto a la visa ante el país anfitrión, como es su obligación como titular de la ONU, precisó.

Creo que Estados Unidos, en coordinación con el dirigente de la organización, se las arregló para que Treki no pudiera entrar al territorio norteamericano, insistió.

Sigue leyendo

La guerra fascista de la OTAN

Fidel CastroNo había que ser adivino para saber lo que preví con rigurosa precisión en tres Reflexiones que publiqué en el sitio Web CubaDebate, entre el 21 de febrero y el 3 de marzo: “El plan de la OTAN es ocupar Libia”, “Danza macabra de cinismo”, y “La guerra inevitable de la OTAN”.

Ni siquiera los líderes fascistas de Alemania e Italia fueron tan sumamente descarados a raíz de la Guerra Civil Española desatada en 1936, un episodio que muchos tal vez hayan recordado en estos días.

Han transcurrido desde entonces casi exactamente 75 años; pero nada que pueda parecerse a los cambios que han tenido lugar en 75 siglos, o si lo desean, en 75 milenios de la vida humana en nuestro planeta.

A veces parece que, quienes serenamente opinamos sobre estos temas, somos exagerados. Me atrevería a decir que más bien somos ingenuos cuando suponemos que todos debiéramos estar conscientes del engaño o la colosal ignorancia a que ha sido arrastrada la humanidad.

Existía en 1936 un intenso enfrentamiento entre dos sistemas y dos ideologías aproximadamente equiparadas en su poder militar.

Las armas entonces parecían de juguete comparadas con las actuales. La humanidad tenía garantizada la supervivencia, a pesar del poder destructivo y localmente mortífero de las mismas. Ciudades enteras, e incluso naciones, podían ser virtualmente arrasadas. Pero jamás los seres humanos, en su totalidad, podían ser varias veces exterminados por el estúpido y suicida poder desarrollado por las ciencias y las tecnologías actuales.

Partiendo de estas realidades, son bochornosas las noticias que se transmiten continuamente sobre el empleo de potentes cohetes dirigidos por láser, de total precisión; cazabombarderos que duplican la velocidad del sonido; potentes explosivos que hacen estallar metales endurecidos con uranio, cuyo efecto sobre los pobladores y sus descendientes perdura por tiempo indefinido.

Sigue leyendo

La alianza igualitaria

Reflexiones de FidelReflexiones de Fidel

Al anochecer del sábado 19, después de opíparo banquete, los líderes de la OTAN ordenaron el ataque contra Libia.

Desde luego, nada podía ocurrir sin que Estados Unidos reclamara su papel irrenunciable de máximo jefe. Desde el puesto de mando de esa institución en Europa, un oficial superior proclamó que se iniciaba la “Odisea del Amanecer”.

La opinión pública mundial estaba conmovida por la tragedia de Japón. El número de víctimas del terremoto, el tsunami, y el accidente nuclear, no ha cesado de crecer. Son ya decenas de miles las personas muertas, desaparecidas e irradiadas. Crecerá considerablemente también la resistencia al uso de la energía nuclear.

El mundo está sufriendo a la vez las consecuencias del cambio climático; la escasez y el precio de los alimentos, los gastos militares y el derroche de los recursos naturales y humanos, crecen. Una guerra era lo más inoportuno que podía ocurrir en estos momentos.

El recorrido de Obama por América Latina ha pasado a un segundo plano, nadie apenas se ocupa del tema. En Brasil, se han hecho evidentes las contradicciones de intereses entre Estados Unidos y ese hermano país.

No puede olvidarse que Río de Janeiro compitió con Chicago por la sede de los Juegos Olímpicos del 2016.

Obama quiso congraciarse con el gigante suramericano. Habló del “extraordinario ascenso de Brasil” que ha llamado la atención internacional y elogió su economía como una de las que más rápido crece en el mundo, pero no se comprometió en lo más mínimo con apoyar a Brasil como miembro permanente del privilegiado Consejo de Seguridad.

La Presidenta brasileña no vaciló en expresar su inconformidad con las medidas proteccionistas que Estados Unidos aplica a Brasil, a través de tarifas y subsidios que han constituido un fuerte obstáculo a la economía de ese país.

Sigue leyendo

Cuba condena enérgicamente intervención internacional en Libia

Los conflictos deben resolverse por la vía del diálogo y la negociación, y no mediante el uso de la fuerza militar, subraya un comunicado del Ministerio de Relaciones Exteriores de la nación caribeña difundido por el Noticiero Nacional de Televisión.

El Consejo de Seguridad de Naciones Unidas cedió a la presión de algunas potencias occidentales para crear las condiciones conducentes a esta agresión, la cual constituye una burda manipulación de la Carta de la ONU, de las facultades del Consejo y es otro ejemplo del doble rasero que caracteriza su conducta, señala la nota.

No obstante —agrega el texto—, la resolución 1973 aprobada el pasado jueves por el Consejo de Seguridad de ninguna manera autoriza esos ataques contra el territorio libio, lo que constituye una violación del derecho internacional.

Las potencias occidentales que protagonizan la agresión a la nación norafricana ocasionan muertes,heridas y sufrimientos a personas inocentes, algunos de esos países son los responsables de la muerte de más de un millón de civiles en Iraq y más de 70 mil en Afganistán, a los que llaman daños colaterales.

También —añade la declaración— son cómplices de los crímenes contra el pueblo palestino.

Cuba respalda el derecho inalienable del pueblo libio a ejercer su autodeterminación sin ninguna interferencia extranjera, repudia la muerte de civiles allí y en cualquier lugar, y apoya la integridad territorial y la soberanía de los recursos de esa nación, concluye el texto.

(Con información de Prensa Latina. Tomado de CubaDebate)

Los desastres que amenazan al mundo

Reflexiones de FidelSi la velocidad de la luz no existiera; si la estrella más próxima a nuestro sol no estuviera a cuatro años luz de la Tierra, único planeta habitado de nuestro sistema; si los OVNIs existieran de verdad; los imaginarios visitantes al planeta seguirían viaje sin comprender las cosas de nuestra sufrida humanidad.

Hace apenas unos siglos en la milenaria historia del hombre, nadie sabía lo que sucedía al otro lado del globo terráqueo. Hoy podemos conocerlo instantáneamente, y a veces son acontecimientos de gran trascendencia que afectan a todos los pueblos del mundo.

Sin más introducción, me limitaré a las noticias más importantes de los últimos dos días.

“TeleSUR, 13 marzo 2011

“Erupción de volcán en Japón activa nueva alarma

“La Agencia Meteorológica japonesa informó que el volcán Shimoedake, ubicado en la isla Kyushu, al suroeste de Japón, arrojó este domingo cenizas y piedras hasta cuatro mil metros de altura, tras dos semanas de relativa calma y dos días después del devastador terremoto y el tsunami que azotaron el país.”

“…entró en actividad en enero pasado por vez primera en 52 años…”

“De acuerdo a un reporte de la BBC, construcciones ubicadas en un radio de 4 kilómetros de distancia habrían sufrido daños y cientos de personas huyeron de los alrededores, presas del pánico.”

“El […] movimiento sísmico de magnitud 9.0 en la escala de Richter, según la Agencia Meteorológica de Japón, ya tuvo repercusiones en otros volcanes…”

“Japón apabullado por sismo, tsunami y explosiones en centrales nucleares

“SENDAI, Japón, 14 Mar 2011 (AFP).— Una doble explosión en el reactor número 3 de la central nuclear de Fukushima 1 alimentó este lunes el temor de un desastre atómico en Japón, un país abrumado ya por un sismo y un tsunami que podrían haber dejado más de 10.000 muertos.

“La Tokyo Electric Power (TEPCO), operadora de Fukushima 1 (250 km al nordeste de Tokio), admitió además la posibilidad de que el combustible del reactor 2 hubiese entrado en fusión a causa de una avería en el circuito de enfriamiento. El gobierno, por su lado, minimizó la posibilidad de que una explosión importante se produjera en ese reactor.

Sigue leyendo

Están detrás de esos pozos

Por Yoerky Sánchez Cuéllar

Caricatura de Pedro Méndez

1-

Libia ocupa titulares,
y una terrible campaña
de prensa siembra cizaña
y dudas y malestares.
Los despliegues militares
continúan sus asedios,
porque por aquellos predios
la OTAN prepara un zarpazo,
e intenta que le hagan caso
a lo que expresan los medios.