Archivo de la etiqueta: popular

Las parrandas remedianas y su Museo

La historia y valores de esta manifestación de la cultura popular pueden ser apreciados en el Museo de las Parrandas.

Por Jesús Risquet Bueno

Una de las festividades tradicionales más conocidas de la Isla son las famosas parrandas de Remedios, que con el tiempo serían acogidas por otras localidades cercanas también.

parrandas de Remedios, Cuba

Su origen se remonta  a casi dos siglos, cuando el párroco Francisco Virgel de Quiñones, conocido popularmente como Padre Francisquito, quien oficiaba en la Iglesia de la Villa de San Juan de los Remedios, comenzó a sentirse preocupado por la creciente ausencia de los feligreses de su iglesia a las misas de aguinaldo, que eran celebradas durante  las madrugadas comprendidas desde el 16 hasta el 24 de diciembre.

Fue entonces cuando se le ocurrió organizar a un grupo de muchachos del pueblo para que salieran por las calles y formaran una gran algarabía con pitos, matracas, fotutos y latas para despertar a los vecinos, de manera que no les quedara otra alternativa u opción que la de levantarse definitivamente de sus camas para acudir al llamado de la iglesia.

Esta peculiar idea terminó siendo acogida con agrado por los pobladores, que comenzaron a disfrutarla. Así nacieron estas festividades, consideradas las más atrayentes del país. De manera que aproximadamente por el año 1820, las parrandas fueron aumentando su intensidad y propósito e involucraban a toda la población de la Villa, y ya en el año 1871 adoptaron la estructura que conocemos y se mantiene en nuestros días.

Sigue leyendo

Refranero chino

Por Juan Morales Agüero

chinaLa simpatía por la jarana clasifica como un rasgo consustancial a la idiosincrasia criolla. Sobre el asunto existe una obra de Jorge Mañach titulada Indagación del choteo, algo considerado por el autor como la condensación de la ligereza, el ingenio, la gracia, el humor, la rebeldía y la burla desenfrenada con que el cubano resuelve sus problemas, tanto personales como sociales. 

Ahora cuando recibimos con honores al máximo dirigente chino, y acogemos con amor a miles de estudiantes, pienso en cuánto ha tributado ese inmenso país al arraigo de nuestra cultura popular. Sus primeros hijos —206 culíes— nos llegaron por La Habana en 1847, a bordo de la fragata Oquendo, y continuaron llegando en los años siguientes. Se calcula que por cada diez que lograron echar pie a tierra, uno falleció en la travesía. 

El humor criollo se cebó durante muchísimos años en estos humildes inmigrantes de ojos rasgados. Tanto que buena parte del refranero popular los tiene a ellos por protagonistas. Faltos de la picardía insular, los asiáticos resultaron blanco fácil de las bromas desde sus oficios de verduleros, sastres, lavanderos y domésticos. 

Sigue leyendo

Inauguran en Cuba coloquio sobre cuatro siglos de literatura

La Habana, 3 nov (PL).— El presidente de la Unión de Escritores y Artistas de Cuba, Miguel Barnet, afirmó que celebrar cuatros siglos de literatura nacional corrobora la identidad cubana enriquecida por el pensamiento filosófico y la cultura popular.

Con el poema épico Espejo de paciencia, nació la creación literaria de la isla y con él descubrimos las riquezas de nuestra flora y fauna, añadió.

Barnet asistió a la inauguración del coloquio internacional Cuatro siglos de literatura cubana que se extenderá hasta el próximo viernes.

La presentación de una edición anotada de esa obra del investigador cubano Enrique Saíz de la Torriente inició la primera jornada de sesiones.

A su juicio, el poema, controvertido por su origen, suscitó a muchos intelectuales indagar sobre el tema. El nuevo texto es una lectura provechosa para esclarecer dudas que confirman su autenticidad.

El encuentro reúne a más de un centenar de especialistas de 15 países de cuatro continentes, quienes debatirán sobre la obra de escritores como Alejo Carpentier, Nicolás Guillén y Eliseo Diego, entre otros.

Ciclos de literatura para cine, conciertos de trovadores y ventas de libros figuran entre las actividades paralelas.

Entregan Premio Memoria Viva 2008

Por José Alejandro Rodríguez

Enrique Hernández Armenteros, Enriquito, como se conoce al insigne babalao de Guanabacoa, habló en nombre de los que recibieron este año ese reconocimiento por sus aportes a la cultura popular de la nación.

enriquitoSalud, fuerza, tranquilidad espiritual y vencimiento de las dificultades: esos fueron los cuatro deseos del insigne babalao guanabacoense Enrique Hernández Armenteros para todos los cubanos, al recibir el Premio Memoria Viva que otorga el Instituto Cubano de Investigación Cultural Juan Marinello.

Enriquito, como se le conoce al nonagenario sacerdote de las religiones afrocubanas, habló con emocionada lucidez en nombre de las personalidades e instituciones que este año recibieron ese reconocimiento por sus aportes a la fecunda cultura popular de esta nación.

El jurado, integrado por los estudiosos Martha Esquenazi Pérez, Caridad Santos García y Dennis Moreno Fajardo, galardonó también, en la categoría de Personalidades, a René Hamlet Jonson, emblemático intérprete de la corneta china en la conga de Pueblo Nuevo de Holguín; Virtudes Reina Alayo, promotora cultural de Antilla; Gobeil Cruz, de Matanzas; y Luis Ramos Caballero, de Holguín, por su consagración a la décima cubana; y a María Góngora, de Moa, por sus ricos aportes a la juguetería textil.

Sigue leyendo

La fiesta del Guatao

“Terminó como la fiesta del Guatao”. Y muy mal debió de haber terminado la tal fiesta del Guatao, cuando este refrán se ha mantenido en el argot popular cubano de generación en generación durante más de un siglo.

GuataoSiempre que alguna reunión festiva, guateque o de otro tipo, termina muy mal o de la manera menos favorable, hay alguien que enseguida exclama: eso “terminó como la fiesta del Guatao”.

Y muy mal debió de haber terminado la tal fiesta del Guatao, cuando este refrán se ha mantenido en el argot popular cubano de generación en generación durante más de un siglo.

El Guatao es un pequeño poblado de la provincia de La Habana, fundado en 1750, situado no lejos de la orilla oeste del arroyo de Bauta que desagua en la costa norte; donde la agricultura era la actividad principal y se celebraban, como en todos, fiestas tradicionales de arraigo popular.

Cuentan algunos que en 1896 una sección de 200 soldados, guardias civiles y voluntarios españoles, al mando de un sargento y siendo jefe de estas fuerzas el capitán Calvo, llevó a término una terrible e incalificable matanza, un día de fiesta, entre los moradores del pueblo, famoso por la cantidad de insurrectos, la cual tuvo un saldo de 18 muertos y 32 heridos graves, quienes más tarde fallecieron. De ahí el dicho popular: “Terminó como la fiesta del Guatao”. Se dice que ese acto criminal fue el aporte del viejo Guatao a la causa de la nueva nacionalidad que estaba en gestación.

Sigue leyendo

El lenguaje popular de los cubanos

Dentro del idioma, la pugna entre las corrientes culta y popular surgió desde que en los primeros grupos humanos emergió una clase privilegiada que intentó imponer su manera de comportarse, vestirse, conducirse o comunicarse. 

La manera en que se hace uso de determinado lenguaje puede convertirse en un campo de batalla velado, en el cual entran en juego la hegemonía y la resistencia. En la España medieval, por ejemplo, las personas «ilustradas» solían hablar en verso mientras el pueblo lo hacía en prosa, lo que dio lugar al término peyorativo «prosaico». Finalmente la prosa triunfó en el idioma de Cervantes. 

El pueblo de Cuba —primero colonia española y luego neocolonia de Estados Unidos— ha buscado las más diversas maneras de oponerse a los poderes que lo oprimen. Esto influyó en la manera de hablar de las masas, quienes poco a poco fueron conformando una forma de expresarse paralela y, en ocasiones, opuesta o enfrentada a la de las clases explotadoras. 

Sigue leyendo